Sociedad Española de Medicina Antienvejecimiento y Longevidad Contactar con la SEMALAfiliarse a la SEMAL
Sociedad Española de Medicina Antienvejecimiento y Longevidad
Volver a la página principal
Información sobre la SEMAL
Divulgación sobre Longevidad
Información médica para profesionales

Congresos de la SEMAL

Agenda: Medicina Antienvejecimiento
Revista de la SEMAL
I Congreso de la SEMAL
Miembros de la SEMAL

Ver contenidos para profesionales

 

Información y noticias para profesionales de la Medicina

El chocolate negro puede controlar su tensión

 

(28/08/2003). - Elmundosalud.com

No se prive, no piense que caer en la tentación es sinónimo de pecado, acérquese una barrita de chocolate negro a la boca y cómala, con ello estará contribuyendo a bajar hasta cinco puntos su tensión arterial. La razón: los polifenoles que contiene este producto tan goloso, semejantes a los que se pueden encontrar en un vaso de vino.

Investigadores de la universidad de Colonia (Alemania) se percataron de que el chocolate puede ser beneficioso para la salud tras realizar un experimento con 13 personas que padecían hipertensión moderada y que, hasta el momento, no había sido tratada como patología. A una mitad se les requirió que ingiriesen tres onzas de chocolate blanco al día durante dos semanas, y a la otra mitad lo mismo pero con chocolate negro.

El estudio, que no cuenta con ningún tipo de financiación de la industria alimentaria y que ha sido publicado en 'JAMA', afirma haber detectado bajadas de hasta cinco puntos en la tensión sistólica de los participantes que consumieron el manjar de aspecto oscuro.

La explicación se encuentra en unos pigmentos del chocolate negro, los polifenoles, cuyas virtudes cardiosaludables ya han sido apuntadas por varios científicos en el caso del vino tinto. De hecho, estos trabajos se han centrado en las propiedades antioxidantes de los polifenoles, es decir, su capacidad para neutralizar la acción de los radicales libres (moléculas inestables y altamente reactivas que dañan los tejidos por oxidación) en el organismo.

Aunque la tensión arterial no disminuyó todo lo deseable en el grupo que experimentó cambios, estos resultados "pueden servir para iniciar un prometedor acercamiento a las vías para reducir la presión sanguínea", como asegura el doctor Dirk Taubert, autor del estudio. Preguntado sobre si los voluntarios aumentaron su peso durante los ensayos, Taubert lo negó asegurando que "los participantes dejaron de tomar cualquier otro dulce durante las dos semanas".

"Es posible que a partir de ahora podamos pecar con un poco menos de remordimiento", ha comentado desde Nueva Orleans (EE UU) Franz Messerli, experto en hipertensión perteneciente a la Fundación Ochsner.

 

Las diferencias del chocolate con leche

Un estudio paralelo publicado en la revista 'Nature', afirma que las propiedades antioxidantes anteriormente mencionadas no son aplicables al chocolate con leche. Los resultados de la investigación sugieren que la leche reduce las posibilidades del organismo de absorber de los polifenoles del cacao negro.

Uno de los investigadores, Mauro Serafini, del Instituto Nacional de Investigación sobre la Alimentación y la Nutrición de Roma (Italia), afirma que "el chocolate negro puede presentar beneficios para la salud que no se encuentran en las variedades del combinado con la leche".

Según el estudio, realizado con 12 voluntarios, las personas que consumieron chocolate negro sufrieron un aumento del 20% de los niveles de antioxidantes en el plasma, susceptibles de prevenir las enfermedades cardiovasculares. Sin embargo,no se encontró esta reacción entre los que consumieron el mismo alimento combinado con leche.

Por su parte, Robert H. Eckel, presidente de la Asociación Americana del Corazón, ha declarado que "la información de la que disponemos no es suficiente para recomendar el chocolate como un producto que reduce el riesgo de sufrir una patología cardiaca.

 

 

(c) 2002 Sociedad Española de Medicina Antienvejecimiento y Longevidad

Diseño Web PlenumWeb